En la columna El Cenote Sagrado del 20 de febrero: Las ocurrencias de Morena; El ex presidente Peña y las pesquisas; Sobresaltos y alarmas que no son; El presidente y las iglesias
En la columna El Cenote Sagrado del 20 de febrero: Las ocurrencias de Morena; El ex presidente Peña y las pesquisas; Sobresaltos y alarmas que no son; El presidente y las iglesias

Las ocurrencias de Morena

A través del diputado morenista Miguel Ángel Jáuregui, se presentó una iniciativa para reformar la Ley Orgánica de la UNAM. Tal iniciativa planteaba elegir tanto al rector como a los directores de las facultades por voto libre y secreto de la comunidad universitaria. De inmediato la autoridades universitarias, léase, Rector, rechazaron la postura  porque, dijeron que desestabilizaría a la UNAM. Además, sería una flagrante intromisión en la vida universitaria. Por otro lado, el Rector exigió retirar y rechazar tal iniciativa. Según nos informan, ésta fue retirada de las Comisiones dictaminadoras. La pregunta que nos hacemos es muy simple, ¿qué quieren los de Morena? La respuesta, también es sencilla: controlar la casa de estudios y así hacer un “centro ideológico” con las ideas de algunos “morenistas”. No. Eso no es justo. La autonomía de la Universidad debe ser respetada y mantenida, incluso con “sangre” y no nos referimos a “balazos o  trancazos”, sino al coraje que todos debemos mostrar para defender  a las Instituciones autónomas que tanto han  luchado para ganarla. La excusa de democratizar no es válida. Participación democrática con responsabilidad y respeto a la autonomía, sí, tiranía e imposición, no.

El ex presidente Peña y las pesquisas

Un medio de información de EU, ha comunicado que se está investigando al ex presidente Peña y  su círculo cercano de colaboradores por actos de corrupción y ejercicio indebido del poder. Nada extraño. Cada vez que llega un cambio de administración, se tienen que encontrar “chivos expiatorios” a los que culpar y a su vez, encarcelar. Es verdad que en la administración anterior hubo muchos abusos y una corrupción como nunca antes la habíamos visto. Claro está que antes no se conocía porque ni existían las redes sociales, que hoy parecen como “dioses” porque todo lo ven, lo escuchan y lo informan. Antes teníamos gobiernos prácticamente “absolutos” que dominaban todos los poderes y  con ello hacían y deshacían a su antojo. En estos días tenemos un gobierno del “cambio” que nos dice que las cosas no van a ser como antes. Hasta ahí, todo bien. Sin embargo, corremos el peligro de caer poco a poco en el mismo actuar que en épocas pasadas. Parece que se empeñan en controlar todo. Caso más reciente, es la UNAM y el INE, donde corren vientos también de control. Un país avanza cuando las fuerzas políticas están equilibradas. Sobran “reyes” y hacen falta líderes que sepan escuchar y rectificar cuando se equivocan, de lo contrario, cada día nos hundiremos más y más en el “fango” del caos”.

Sobresaltos y  alarmas que no son

Después de los casos de Ingrid Escamilla y la niña Fátima, de inmediato saltaron en las redes sociales otros casos de niños-niñas desaparecidos. Pero el caso más sobresaliente ha sido el de la niña Karol de cinco meses que la mamá denunció un supuesto rapto de su hija para encontrarla después muerta en un lote baldío en una colonia de Saltillo. Finalmente se descubrió que la bebé había muerto en su casa, de lo que se conoce como “broncoaspiración”. Parece que la mamá tuvo miedo, pánico y decidió ocultar su cuerpo alegando rapto. Todo esto parece una película de terror. Ya creíamos que habían soltado a los “demonios” y que no paraban de hacer de las suyas. A raíz de estas casos, surgió una avalancha de “chismes-noticia” que más de uno se comenzó a alarmar. Algunos decían que con estos casos buscaban quitarle credibilidad al gobierno, léase, Andrés Manuel. Otros decían que todo se debía a la situación de violencia que se vive en el país. Las opiniones parecían a la carta. En fin, lo que queremos decir con esto, es que no debemos dejarnos llevar por cualquier noticia que nos dan, venga de donde venga. Será importante discernir y poner nuestras “antenas” bien paradas para no caer en pánico y menos, en comentarios banales.

El presidente y las iglesias

Apareció una información en algunos medios periodísticos que el gobierno invertiría 185 millones de pesos para la reconstrucción y rehabilitación de 11 proyectos prioritarios, 10 en Oaxaca y para la Catedral Metropolitana de la Ciudad de México, que fueron afectados por los sismos de 2017. Han pasado más de dos años y muchos templos a nivel nacional están cerrados porque tienen el peligro de derrumbe. Sin embargo, tras el sismo, el gobierno, en el caso de la capital, había prometido un monto considerable de dinero para la reconstrucción de varios templos. Pero el asunto no prosperaba y con el cambio de gobierno nos vienen a informar que el dinero asignado se había “esfumado”, es decir, robado. Alguno de los funcionarios del gobierno del Sr. Mancera se hicieron de lo ajeno. Es injusto y es ahí donde la justicia debe intervenir y castigar a esos pillos. El tal funcionario, mejor dicho, “ladrón” lo han ubicado paseándose muy tranquilo por Europa, sin temor ni temblor. Justicia es responsabilidad y el que no es responsable de sus actos, debe ser juzgado por sus actos.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here