El Papa Francisco manifestó este miércoles su solidaridad a México, un día después de que un temblor de magnitud 7.5 dejó 10 muertos y daños en Oaxaca.

Al término de la audiencia general en el Vaticano, el Pontífice se salió del programa y manifestó:

“Ayer (martes) un violento terremoto azotó el sur de México, causando algunas víctimas, heridos y enormes daños. Rezamos por todos ellos. Que la ayuda de Dios y de los hermanos les dé fuerza y apoyo. Hermanos y hermanas les estoy muy cercano”.

El sismo tuvo epicentro cerca de Huatulco y originó una alerta de tsunami para Centroamérica, Ecuador, Perú y Hawai.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here