Francisco reza por las mujeres víctimas de la violencia

0
98

Este lunes 1 de febrero la Santa Sede divulgó el video con la intención de orar todo el mes de febrero por las mujeres víctimas de la violencia.

El Video del papa Francisco -de un minuto 20 segundos-. busca hacer visible el drama de este tema también a través de la narración con imágenes, la violencia que cada día sufren millones de mujeres en el mundo.

El video representa con ilustraciones animadas la historia de una mujer víctima de la violencia, que encuentra el coraje para escapar del túnel de los abusos, gracias a su propia fuerza y a la ayuda de la comunidad.

En el video el Papa advierte que “hoy, sigue habiendo mujeres que sufren violencia: violencia psicológica, violencia verbal, violencia física, violencia sexual” y añade que “es impresionante el número de mujeres golpeadas, ofendidas, violadas”.

Francisco denuncia que “las distintas formas de malos tratos que sufren muchas mujeres son una cobardía y una degradación para toda la humanidad. Para los hombres y para toda la humanidad”.

“Los testimonios de las víctimas que se atreven a romper su silencio son un grito de socorro que no podemos ignorar. ¡No podemos mirar para otro lado!”, exclama el líder religioso.

Por ello, el líder religioso anima a rezar durante el mes de febrero, “por las mujeres que son víctimas de la violencia, para que sean protegidas por la sociedad y para que su sufrimiento sea considerado y sea escuchado por todos”.

El video es una iniciativa de la Red Mundial de Oración del Papa; éstas es una obra pontificia que tiene como misión movilizar a los cristianos por la oración y la acción, ante los desafíos de la humanidad y de la misión de la Iglesia.

Las cifras de violencia contra las mujeres son espeluznantes….

El P. Frédéric Fornos S.J., Director Internacional de la Red Mundial de Oración del Papa, dice que “La llamada del Santo Padre es muy clara: ‘No podemos mirar para otro lado’. Es decir, no podemos quedar de brazos cruzados ante tantos casos de violencia contra las mujeres, que se manifiesta de múltiples formas, desde lo más visible e incalificable a lo más insidioso e inconsciente; en todos los casos, como producto de esquemas mentales y paradigmas culturales y sociales arraigados, que las desvalorizan. Es lo que vemos en el Evangelio, por ejemplo, en el pasaje de la mujer adúltera, que era acusada por todos, pero a quien Jesús da una vida nueva (Juan 8, 2-11). La violencia contra las mujeres en todas sus formas es un grito al cielo. Francisco lo dijo varias veces: ‘Toda violencia infligida a la mujer es una profanación de Dios, nacido de una mujer. La salvación para la humanidad vino del cuerpo de una mujer: de cómo tratamos el cuerpo de la mujer comprendemos nuestro nivel de humanidad’. Recemos juntos por todas las mujeres víctimas de violencia, incluidas las niñas y adolescentes, y luchemos por una sociedad más justa, para que las proteja, las escuche y alivie su sufrimiento”.