Foto:Fundación Scholas

Atenderá las necesidades de educación, cultura y deporte de los jóvenes.

El Papa Francisco decidió que México fuera la sede de la segunda oficina a nivel mundial de la Fundación Scholas, creada por el propio Vicario de Cristo para atender las necesidades de educación, cultura y deporte de los jóvenes.

Scholas tiene presencia en 165 países y su primera oficina se abrió en Buenos Aires, Argentina, cuando Jorge Mario Bergoglio era cardenal.

Durante el anuncio, José María del Corral, director mundial de la fundación, recordó las palabras del pontífice sobre la labor de este organismo: “Nuestros jóvenes se están muriendo y no podemos seguir pensando de espaldas a lo que les pasa… los verdaderos golpes son contra el hambre y la desigualdad”.

Enrique Palmeyro, quien representará a Scholas en nuestro país, dijo que cuando Francisco era cardenal en Buenos Aires “siempre tuvo la percepción de este drama del mundo, chicos que no pueden jugar por la violencia y la guerra… llegan a la escuela condicionados porque no están bien alimentados en sus primeros años de vida, y ya tienen condicionada su trayectoria de vida”.

El Obispo de Roma, agregó Palmeyro, “vio a los jóvenes excluidos que no pueden trabajar ni estudiar… y los jóvenes anestesiados por el consumo de drogas o por la propuesta de una felicidad disfrazada de celulares o de zapatillas, y que sabemos que no llena el corazón”.

Durante el anuncio, Héctor Sulaimán Saldívar, presidente del consejo de asesores de Scholas, afirmó que “México enfrenta grandes desafíos que nos ponen a prueba como sociedad. Hoy más que nunca necesitamos la unión y solidaridad en favor de una causa común; necesitamos trabajar todos por un México unido”.

Asimismo, destacó la importancia del trabajo con los jóvenes, “más allá de distinciones religiosas, étnicas, sociales, culturales o económicas”.

Un ejemplo, puntualizó, fue la participación activa de los jóvenes en los encuentros de estudiantes que promueve Scholas, “como el realizado el año pasado en Metepec y recientemente en Naucalpan, con escuelas públicas y privadas de distintas confesiones religiosas o condición socioeconómica”.

Ahí, los jóvenes mostraron que “se pueden trabajar en equipo (sus) talentos y voluntades para elaborar propuestas concretas a los problemas; éste es el principio básico de una mejor convivencia”.

Todos, señaló, “debemos trabajar en unidad ante la tragedia, como en los sismos de septiembre pasado”. Scholas se solidarizó con los mexicanos y prestó ayuda mediante técnicas reparadoras de arte para la reconstrucción, así como apoyo emocional a niños y jóvenes que perdieron su casa, para ayudarlos a superar la angustia y el impacto originados por la tragedia.

Scholas, dijo Sulaimán Saldívar, representa una oportunidad “en el gran proyecto de México desde una perspectiva diferente: retomar los valores y principios universales que cobran vigencia en una sociedad convulsionada por el encono y la violencia. Para ello trabajamos en nuestro país desde hace ya casi dos años, particularmente con los jóvenes, que son nuestra principal fuerza y esperanza”.

A pesar de los avances, abundó, “tenemos el reto de multiplicar la presencia de Scholas en todo el territorio nacional; es una cruzada a favor de nuestros niños y jóvenes, una noble iniciativa del Papa Francisco, con la absoluta certeza de su generosidad y amor por México. Estamos convencidos de que los niños y los jóvenes no son el futuro de México, son su presente”.

Por su parte, Mauricio Sulaimán, miembro del consejo de Scholas, llamó a no perder la capacidad de asombro y consideró que aún es tiempo de reencontrarnos con la sensibilidad, y de fortalecer las relaciones familiares, especialmente con la niñez y la juventud, a las que en ocasiones es más fácil regalarles un celular o algún gadget, en lugar de interactuar con ellas.

Al anuncio de la apertura de la oficina de la fundación en México asistieron empresarios, jerarcas religiosos, como el obispo maronita George Saad Abi Younes; políticos como el priista Jorge Carlos Ramírez Marín, periodistas como Joaquín López-Dóriga y deportistas.

En el acto se proyectó un video en que el Papa Francisco explica el trabajo de Scholas y otro en el que se muestra la labor de la fundación en entidades como Guerrero, Oaxaca, Morelos, Estado de México y Ciudad de México.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here